De: Imposición

El ciudadano presidente está empecinado en imponer su voluntad. Más allá de una democracia todo indica que anhela la imposición de una dictadura en la que su voluntad y palabra sean ley.

No hay duda, el mensaje es claro. Si el Legislativo no aprueba su iniciativa de reforma eléctrica el domingo 17 de abril, el lunes 18 enviará una iniciativa para reformar la ley minera.

El objetivo de acuerdo a su dicho, que el litio sea un mineral protegido, que sólo sea explotado por el estado. En pocas palabras una nacionalización.

Sin embargo, el verdadero propósito de su anuncio es presionar a los legisladores de oposición para que aprueben su reforma eléctrica, o de lo contrario ordenará modificar la ley minera, para lo cual sólo se requiere mayoría simple.

Esa mayoría que tiene Morena asegurada.

El ciudadano presidente trata de amedrentar a la imposición con la afamada operación saliva que tanto resultado le ha dado desde su época de opositor.

La tan cacareada democracia que enarbola el ciudadano presidente, está lejos de existir en el horizonte nacional, donde sólo se aprecia el intento de que resurja la figura de un ciudadano presidente todo poderoso, con poderes amplísimos al que se someten todos los actores políticos.

La realidad está a la vista, pero no la aprecian quienes no abren su mente.

Informe

El informe rendido por el ciudadano presidente en plena Semana Santa más allá de ser útil para la colectividad, solo sirvió para alentar su ego, ante el resultado de la consulta de Revocación de Mandato que, al ser de múltiples lecturas, deja en entredicho la capacidad de movilización y el voto duro de Morena y la 4T.

Por: Alejandro Villegas

Redacción

Somos un equipo listo para actuar. Estamos dispuestos a llevarte la información más relevante en el momento que lo requieras. Checa nuestra web y redes sociales ¡No te arrepentirás!

A %d blogueros les gusta esto: